CHAVEZ PUSO LA ENMIENDA…

chico-en-tanguita

   -¡Ayyy… nooo…! ¿En la mesa?

 

   No sé por qué hace poco recordaba una miniserie que transmitió RCTV hace algún tiempo, donde el icono infantil, Popy el payaso, interpretaba su propio papel, pero como un payaso fracaso porque ya no hacia reír a los niños. La canción tema decía algo así: pobrecito el payaso… ya no hacia reír. Pero no es de farándula que quiero hablarles, ni sé a qué viene esto. Deseo hablar de algo muy serio, de nuestro presidente, don Hugo Chávez Frías, conde de La Sobadera, aunque ya se dejó de eso con Fidel.

 

   En una resiente entrevista con medios internacionales (ni loco se le ocurre dejarse entrevistar por Marta Colomina, Leopoldo Castillo o Miguel Ángel Rodríguez), el presidente Chávez se puso de pico y pala con la representante de CNN en español, la Patricia Junot, y entre otras linduras la acusó de ser parte de una matriz de opinión que quiere perjudicarlo, a él que es tan demócrata, tan serio, tan decente, y dijo categóricamente que jamás buscaría (nuevamente), la reelección indefinida. Pero los nervios lo traicionaron, ¡es tan sabroso ser presidente!, sobretodo si no se hace nada realmente por afrontar problemas (creándolos es un genio, como desapareciendo real). Quería quedarse quieto por un rato, rumiando su derrota, callado, pero no pudo, sabe que el tiempo que tiene para embaucar al país, por más tiempo es corto (Venezuela está como protagonista de novela, agafiada, crédula y pendeja, todos la engañan y la joden).

 

   Existe el peligro de que los nuevos alcaldes y gobernadores logren, para sorpresa suya, resolver problemas sin dinero, y quede mal (peor diría yo), y que el dinero que utiliza para sobornar gente, se termine. No puede arriesgarse ni tres meses, por eso, aunque aseguró categóricamente, con toda la seriedad de la que es capaz, que no buscaría la reelección indefinida… salió a buscar la reelección indefinida. ¡Qué karma! El pobre hombre no duerme, no come, no ríe, pensando que tan sólo en cuatro años (nada pues), deberá dejar el poder. Por eso grita que, aunque no la quiere y preferiría estar en el campo sembrando vainitas (ahora sólo las siembra en Miraflores), el país lo necesita, que sin él vendrá el caos de malandros, servicios colapsados y que las bandas que armó se lanzarán contra la población (de verdad que tanto descaro a la hora de amenazar es impresionante, eso hay que reconocérselo aunque sea la conducta de una personalidad desequilibrada). Él no quiere, pero Venezuela lo necesita. ¡Pobrecito de él!

 

   Pero la cosa no era fácil, el dos de diciembre del año pasado le dejó el sabor amargo de que constitucionalmente ya no puede volver a presentar la misma reforma, y que la gente le dijo no, así que había que inventarse una, y salió con una genialidad: la gente lo llama, el pueblo quiere eso ¡su reelección! Y claro, ¿cómo negarse a lo que el pueblo quiere y pide? (casi siento ganas de llorar, qué sacrificio). Dentro y fuera del PUS, el partido único socialista, llegó la consigna que se repite como loros entrenados: él no quiere, pero el pueblo se lo demanda, por lo tanto la Asamblea pondrá la enmienda. Y la pusieron. Intentaban montar una tramoya para que Moratinos en España, Lula en Brasil, la Bachelet en Chile e Insulza en la OEA dijeran: miren, es la voz del pueblo quien lo llama. Querían colas y colas de personas firmando para pedir la enmienda, pero… ya no cuentan con nadie, dos fracasos electorales le han convencido a regañadientes que ya no hace reír, que ese camino podía ser muy largo y tortuoso, sobretodo con Globovisión ahí, en señal abierta, y RCTV en señal cerrada, señalando trapacerías.

 

   Estaban entrampados, cuando la gente buscaba recolectar las firmas para saca a Chávez mediante un referéndum, Jorge Rodríguez, acusado públicamente por la Oposición de ser agente parcializado del gobierno dirigiendo el CNE, aunque Zapatero en su época, Lula y Kirchner juraban que no, que ese señor era un estuche de monerías democráticas (luego fue vicepresidente de la república y más tarde alcalde de ‘Caracas’), puso las mil y una dificultades a la Oposición para recolectar firmas: que si los cuadernos tenían que ser de piel de unicornios machos, que si la tinta debía ser de azul galaxia recogida la noche número treinta y de febrero, secada a cinco mil grados en el sol, y vainas por el estilo (y esos carajos reunieron las firmas!); ahora saben que eso los mataría, quitándoles el tiempo que Chávez necesita para maniobrar antes de que Venezuela en verdad, pase con Chávez hambre y frío.

 

   Por eso ya no será el pueblo quien le exija a gritos que siga. No pueden mantener esa fachada, aunque era la que deseaban. Sin recato, ya están demasiado embasurados para detenerse en esos detalles, se van por la vía más fácil, que la Asamblea acometa la enmienda. Claro, dirá el desprevenido, pero ¿y si la discuten y dicen que no es legal? ¡Cuas, cuas, cuas…! Es más fácil que un rico llegue al cielo que un chavista piense por sí mismo. Ahora están en desventaja, insisten que es el pueblo que quiere la reforma (perdón, la enmienda de…), pero no pueden mostrar las multitudes pidiéndolo, ni las firmas. Pero lo intentarán, ya Chávez no tiene otra alternativa, Fidel se lo exige. El viejo sátrapa cubano sabe que su fin está cerca, pronto su perversa lengua descansara en la tumba y sabe que su hermano en cuanto pueda se sacudirá lo que queda de la dictadura disfrazada de revolución (ay, ¿a dónde irán a buscar muchachitos tantos intelectuales europeos?), y que no quedará sino el amargo recuerdo de sus crímenes. Seguro a Fidel le amarga saber que después de entregarle su alma al Diablo, su hermano lo hará bien y llegará el momento cuando los cubanos olviden que era el segundón y lleguen a amarlo y agradecerle que les devolviera, como dijo Martí, su dignidad. Pobre Hugo, pobre Fidel, el reloj trabaja contra ellos… aunque mañosamente intentan regresarlo, como buena gente de izquierda que son.

 

Julio César.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: