LLEVAR A UN AMIGO DA SORPRESAS

abierta-a-los-guevos

   Esa cuca caliente chorreaba amor…

 

   Cuando Antonio entró en la sala, la encontró enganchada con Roberto, su mejor amigo, quien gemía y chillaba mientras ella lo cabalgaba a hojarasca, saltando ansiosa sobre su güevote. Al principio se molestó, pero luego se desconcertó cuando ella lo miró mórbida.

 

   -Ay, Antonio, qué rico. Ven y métemela duro por el culo, las quiero las dos adentro… -gimió dulce y caliente, desconcertándolo.

 

   -Mira que eres bien puta, hermanita. Se lo voy a decir a papá… -pero por alguna razón, la chica, golosa de sexo, no le creyó, sería al verle el güevote afuera también, enfilando hacia su culito filiar.

 

Julio César.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: